Contra el mito de la falta de seguridad del Cloud

Tal vez sea porque este tipo de comentarios se escuchan constantemente, pero la mayoría de las personas que quieren dar el salto a la nube, casi siempre tienen la misma pregunta: ¿es segura? En realidad esta duda no plantea nada nuevo. Hace unos años, el comercio electrónico también tuvo que lidiar contra la supuesta falta de seguridad a la hora de introducir los datos de las tarjetas de crédito. Ahora, ya nadie duda de la fiabilidad de la compra online.

La realidad es que la nube es incluso más segura que el entorno tradicional, porque los hosters toman todas las medidas necesarias para garantizar su seguridad en lo que a disponibilidad y seguridad de los datos se refiere.

Por ejemplo, los Centros de Datos de 1&1 tienen, además de la seguridad convencional, distintos niveles de redundancia según diversos criterios como, conectividad, suministro eléctrico, sistemas de climatización o acceso biométrico. Por supuesto, estas instalaciones cuentan con monitorización y personal 24×7 con centenares de indicadores para garantizar el nivel de servicio

En caso de cualquier fallo del hardware, la función para recuperación automática actúa como complemento de todos esos recursos para garantizar la disponibilidad de nuestros Servidores Cloud.

Si esto ocurre, la ventaja es que al tratarse de una plataforma Cloud, no existe dependencia física de un único servidor. Esto hace que no se tenga que reiniciar el servidor en ningún momento porque el sistema clona su contenido apenas se detecta la indisponibilidad. Gracias a ello, los servicios de los clientes se restauran automáticamente en unos segundos y sin intervenciones manuales, mediante la recuperación automática.

Seguridad por defecto

Una de las principales ventajas con las que cuentan los clientes de 1&1 es que todas esas garantías de seguridad estándar de 1&1 se incluyen por defecto en sus Servidores Cloud. Además, el nuevo Servidor Cloud de 1&1 incluye funcionalidades de red adicionales directamente en el Panel Cloud, que refuerzan la seguridad de los servicios, gracias a una gestión fácil y centralizada, como la posibilidad de crear políticas personalizadas de firewall y aplicarlas directa y muy fácilmente a una o varias máquinas virtuales.

Otra de las ventajas de los servidores en la nube al hablar de seguridad, es que el cliente puede configurar su propia política de copias de seguridad y automatizarla al máximo. Todo ello de forma sencilla y rápida. La diferencia entre los sistemas tradicionales y Cloud es clara: la gestión de copias de seguridad es menos compleja y mucho más barata.

Imagen: 1&1

Categoría: Servidor & Hosting
0 comentarios0

Tu comentario